VOX denuncia un nuevo caso de adoctrinamiento y manipulación de menores en la educación pública

VOX ha denunciado un nuevo caso de adoctrinamiento y manipulación de menores en la enseñanza pública. En esta ocasión los hechos han acontecido este pasado lunes en el IES Porreres. Entre los alumnos, algunos de apenas 12 años, se han distribuido camisetas con la imagen de una mujer desnuda con motivo del 25N. También se han llevado a cabo algunas actividades a lo largo del lunes. En las redes sociales del centro se informa de un acto en el tiempo de recreo en el que han participado “todo el profesorado y alumnado” en el que se ha leído un manifiesto contra la “violencia machista”.

La diputada del Grupo de VOX en el Parlamento de las Islas Baleares, Idoia Ribas, ha censurado que “aún haya algunos que se pregunten por qué hemos pedido visitar las escuelas e insistimos en la necesidad del pin parental. Por cosas como esta es imprescindible”.

El conseller del Consell de Mallorca, Toni Gili, ha explicado que varios padres de los menores han contactado con VOX: “han acudido a nosotros consternados por lo que es un claro caso de adoctrinamiento, ya no se trata de que un homenaje y reconocimiento a las mujeres asesinadas y a sus hijos, cosa que nadie discutiría. Aquí lo que se ha llevado a cabo es un acto de adoctrinamiento y manipulación del feminismo radical”. Gili ha señalado que “en cuestiones tan sensibles como esta no deben ser las escuelas las que teledirijan a los alumnos para, una vez más, crear una generación de jóvenes a los que se les inculca el pensamiento único propio de la pretendida superioridad moral de la izquierda”. Gili ha relatado que “los padres denunciantes nos han contado que los profesores iban por el patio repartiendo camisetas y señalando en una lista a los alumnos que las cogían”.

Ribas ha lamentado que se recurra al cuerpo desnudo de la mujer para reivindicar el feminismo: “no falla, el feminismo radical reduce a la mujer a un cuerpo. No seamos mojigatos, hoy nadie se escandaliza por un desnudo. Aquí lo preocupante es que los que siempre hablan de la cosificación de la mujer no pierden la oportunidad de recurrir al cuerpo. Esa sí que es una visión reduccionista, mermada y simple de lo que debería ser el feminismo. Así, desde luego, no se ayuda en nada a las mujeres. Hay otras formas de entender el feminismo, al menos así lo creen más de 3 millones de españoles, cosa que no deberían olvidar los profesores del IES Porreres”.

Ribas se ha preguntado si el Instituto Balear de la Mujer (IB Dona) tendrá algo que decir sobre ese uso de maniqueo del cuerpo femenino: “Maria Duran ya calló en el caso de un centro de Campos en el que metieron una muñeca barbie desnuda en una botella, le debió parecer de lo más normal. Tal vez esa sea la imagen que tienen de la mujer que no encaja en sus cánones feministas. Supongo que ahora callará. Últimamente lo único que sabe hacer es escribir artículos en la prensa para criticar a las mujeres que entendemos el feminismo de una manera diferente al suyo. No estaría mal que hiciera algo más para justificar la existencia de su chiringuito”.

Desde VOX también se ha anunciado que se registrará una pregunta con solicitud de respuesta al conseller responsable de Educación, Martí March. “No esperamos que mueva un dedo, lleva años mirando para otro lado y ha conseguido que el cuerpo de inspectores educativos acabe siendo una de las estructuras más inútiles del Gobierno balear. Nos conformamos con que nos diga de dónde han salido las camisetas, quién las ha pagado, y por qué se ha llevado a cabo algo así”, ha dicho Ribas.