VOX pide la dimisión de la regidora de Seguridad de Ibiza: “si no frena la delincuencia en Sa Penya, que se vaya a casa”

“La reciente agresión a Valentina Assorbi marca un punto de retorno. La violencia en sa Penya está fuera de control. Si Rosa María Rubio, la responsable de Seguridad del Ayuntamiento, no es capaz de poner freno, al menos que tenga un último gesto de honradez con al ciudadanía, que dimita y se vaya a su casa. Los vecinos del barrio de sa Penya no pueden seguir siendo víctimas de delincuentes y okupas que se envalentonan ante la impunidad de sus actos”. Así se ha expresado el coordinador de VOX Ibiza, Héctor Delgado. 


Valentina Assorbi no sólo ha visto como durante 13 años su casa ha sido ocupada sino que además ha recibido una paliza a manos de dos hombres y una mujer. “Hace décadas en nuestra ciudad existe un problema que las diferentes Administraciones locales y los diferentes partidos que han gestionado la ciudad, como PP o PSOE, no han sido capaces de terminar, por ineficacia o desidia, con el foco de delincuencia que se ha albergado en esas calles. Acumulamos infinidad de problemas de trafico de drogas, ocupaciones ilegales de inmuebles y violencia que han convertido uno de los barrios más emblemáticos de la ciudad en un auténtico gueto”. Ha señalado Delgado. VOX señala como responsables a al alcalde Rafael Ruiz y su Concejal de Seguridad Ciudadana, Rosa María Rubio, y al concejal electo de sa Penya, José Juan Tur Cardona. 

“El alcalde debe visitar a los vecinos de sa Penya y comprometerse a implantar un plan de seguridad coordinado con la Subdelegación de Gobierno y el refuerzo de la Policía Local. Si no lo hace ya sabe cual es el camino, marcharse a su casa. 

A quien se debe perseguir es a los delincuentes, no castigar como sucede ahora a las familias ibicencas que siempre han vivido en sa Penya. Limpieza, seguridad, inviolabilidad de sus casas, eso es lo que merecen los ciudadanos”, ha concluido.